Tem 0 produtos no seu cesto

Sorry, No Product Found In Cart!

La Importancia de la Hidratación

 

Entrenar y correr en el verano puede ser un verdadero placer, pero el calor y la humedad pueden impactar negativamente nuestro rendimiento e incluso ser peligroso, especialmente si no se está adecuadamente adaptado al clima cálido. Incluso a temperaturas relativamente moderadas, siempre existe el riesgo de deshidratación.

Por lo tanto, si se entrena al aire libre, especialmente en horas de fuerte calor (lo que es desaconsejado), asegúrate de que vas a estar debidamente preparado.

¿Qué debes beber?

Con la llegada del calor, con el aumento de la actividad física y del esfuerzo para ponernos en forma de cara al verano hace que realicemos entrenamientos más existentes y / o de mayor duración, por lo que surgen otras necesidades.

Si se habla de entrenamientos largos, se aconseja una bebida con hidratos de carbono para satisfacer las necesidades individuales calóricas (fuera del consumo de electrólitos como el sodio, el potasio, el calcio, el magnesio y el cloruro), para garantizar un rendimiento éxito en el día de la carrera o el entrenamiento

Para este efecto, nuestro Goldrink Premium es una solución que cubre ambas necesidades, pues contiene hidratos y algunos electrolitos como el magnesio, además la presencia de los BCAA.

Esto te aportará:

  • Más energía producida a partir de los hidratos consumidos (en bebida) y menos de hidratos musculares almacenados, preservando así los niveles de glucógeno muscular.
  • Una mejor hidratación debido al aumento de la cantidad de agua absorbida por el estómago.
  • Una menor tasa de esfuerzo en las últimas etapas del entrenamiento.

Si entrenas para adaptar tu organismo a una baja ingesta de hidratos de carbono, siempre puedes optar por una solución sólo con electrolitos. El consumo de electrólitos es fundamental para un entrenamiento exitoso. Sin la presencia de estos minerales esenciales, la fatiga muscular y los calambres no tardarán en aparecer, entonces puedes usar el 4 Active Electrolytes.

¿Cada cuanto tiempo debo ingerir líquidos?

A medida que la intensidad aumenta durante el entrenamiento, hay una mayor necesidad debido al mayor flujo sanguineo y suministro de oxigeno a los músculos. Mientras los músculos reciben sangre para sostener la energía durante el ejercicio, la misma sangre debe ir a la piel para ayudar a disipar el calor generado por la actividad física. Es entonces importante ir ingeriendo líquidos cada 10/15 minutos durante el ejercicio no sólo para hidratar pero principalmente para ayudar a regular la temperatura corporal.

¿Y cantidad?

El American College of Sports Medicine (ACSM) recomienda beber de 400 a 600 ml (2-3 vasos) de líquidos 2 horas antes del entrenamiento, sin embargo, durante el ejercicio, debemos beber de 150 a 250 ml cada 15/20 minutos.

Se recomienda beber 1,5 veces más líquidos después del entrenamiento de lo que perdimos durante su realización, es decir, unos 450-675 ml de líquido por cada medio quilo de masa corporal perdida durante el entrenamiento.

La temperatura de las bebidas también es vital – debe rondar entre los 15 y los 22 grados, pues una bebida muy fría puede provocar agresiones a nivel del esófago y provoca un choque térmico a nivel gástrico. Por otro lado, el agua muy caliente será absorbida más lentamente por el organismo.

Conclusión

El entrenamiento a altas temperaturas no apto para cualquier persona. Algunos lo hacen porque en su próxima prueba tendrán que competir en condiciones similares, otros porque no tienen otra disponibilidad horaria. En cualquier caso, asegúrate de mantenerte SIEMPRE hidratado.

PD: Lleva siempre contigo teléfono móvil, dinero e identificación si necesitas parar el entrenamiento por alguna razón.

Tags
Ana Andrea Alves
Senior Nutritionist | Coordenadora Técnica
Excellence means doing your best